Páginas vistas en total

Translate

martes, 21 de agosto de 2012

Sí no tuvieras corazón ¿aún así me amarias? Sí me hallara tan lejos que jamás me encontraras, ¿seguirias recordandome?, o sólo vivis de lo que ves, de lo que tocas, de lo que encontras en mi.
A veces creo que tengo tu cariño porque buscaste lo que no existe y te aferraste a la mentira que pretendes que sea. Otras veces creo que tal vez me amas a mi por mi misma, porque no soy ni una mínima parte de todo lo que soñaste que sea. Creo que pretendes la perfección en mi humana condición, y me suena tan irónico. Me resulta estúpido. Presumis tu preponderante inteligencia y no sos capaz de entender algo tan simple.


domingo, 12 de agosto de 2012

Me acostumbré a tenerte lejos, de una forma tan retorcida que tu presencia me molesta, prefiero no tenerte nunca a tenerte un invisible instante que me deja la garganta seca, inundada de más ganas de vos.
Nunca es demasiado, nunca si estas vos ahí, nunca si en tus brazos me río, si vos me cuidas, si con vos sucede todo y el mundo es tan ordinario cuando no estas.
Yo no creo en el amor, pero creo firmemente que si existiera sería así. La felicidad apollada firmemente en la tuya, sin egoísmo alguno, solo con tu sonrisa, solo en la hermosa sinfonía de tu risa, en tus ojos cargados de una sonrisa muda, que no hace falta decirnos nada. Permanecemos en silencio, mirándonos el uno al otro, porque incluso las palabras entre los dos están demás, son tan pequeñas que no servirían de nada.
Me tomas entre tus brazos, me volves prisionera, y no me siento carente de libertad, sino más bien, en el máximo esplendor de ella, cierro los ojos, y me dejo ir porque el universo está en calma absoluta si estas ahí. 

jueves, 9 de agosto de 2012

Suicidio*

Permanece a oscuras, así lo prefiere cuando se haya a si misma en ese estado. Sus manos al rededor de su cabeza, hacen presión sobre esta misma. Se muerde los labios con violencia, casi que rompe su propia piel, su sangre ansiosa espera la libertad. Está en cuclillas, en el mismo rincón de siempre, en ese en el que ni una gota de luz es capaz de llegar. Cierra los ojos aún con más fuerza. Las lágrimas ruedan por su rostro. Se le altera la respiración. Un grito ensodersedor rompe su garganta. Ya no soporta ese estado de insertidumbre, en el que la ignorancia se volvió su mejor amiga, pero ya no importa. Porque deja todo atrás. Quiere dejar todo atrás. Quiere que los días infinitos se acaben de una buena vez. Quiere irse. Debe irse. 
Sonrié feliz. Sabe que está todo a punto de terminar. Sabe que no va a volver, y mira. Mira su oscuro entorno, y se descubre sola. Sola como siempre lo estuvo, porque jamás nadie supo llegar a ella, pero esto, ya no la atormentaría otra vez. Esas ideas dejarían su cuerpo. Igual que ella. Está feliz, feliz porque deja este mundo. Comienza a reirse, y la paz retorna a su cuerpo. Está tranquila. Tanto, que no sintió ese enorme cuchillo atravezar su pecho por su propia mano. Sólo ardió un instante, pero ya no le improta. Es que se ecuentra feliz, ya nada volverá a afectarla, claro que no lo hará... y se va. Se va en paz con si misma. Se va porqeu no soportó seguir viva. 

martes, 7 de agosto de 2012

(4)

Estoy cansada de escuchar tus quejas estúpidias, vacías, sin sentido. Te quejas de nada. Del aire, porque está, de la nada porque existe, de vos porque permaneces acá. ¿Por qué no te vas entonces?, ¿Por qué permaneces a mi lado, si odias la idea? , y no respondes. La ironía pinta tus palabras, y ya no quiero seguir escuchandote, no son más que porquerías lo que decis. Después preguntas por qué me habré cansado de vos. Recriminas que esté encerrada en mi misma.. ¿Acaso los dos no hicimos lo mismo?¿ Yo en mi y vos en vos mismo?. Cada uno en su egoismo, y creimos (¡Ilusos!) todo lo contrario. ¿Cómo ibamos a saber amar si no nos amabamos a nosotros mismos? Sólo nos escuchamos, pero no nos amamos, odiamos lo que somos, y te odio por eso, por ser todo lo que soy y por volverme tan transparente a la hora de verme.


lunes, 6 de agosto de 2012


''El día que una mujer puda amar con su fuerza y no con su debildiad, no para huir de sí misma, sino para encontrarse, no para renuncair sino para afirmarse ... etnonces el amor será una fuente de vida no un mortal peligro'' 
 Simone de Beauvior